Jabón negro detoxificante de Natura Sibérica

La limpieza es la base de la belleza, por lo que, lógicamente, el producto que usemos para ello es muy importante. El jabón negro de Natura Sibérica es una maravillosa opción en cosmética ecológica (certificado ICEA). Está compuesto por carbón activado de madera de abedul, que elimina profundamente la suciedad. Además, contiene diversos aceites: de piñones de cedro siberiano, rico en ácidos polinsaturados y vitaminas E y F que nutren e hidratan la piel profundamente; de espino cerval de mar, que suaviza, tonifica, nutre y aumenta la elasticidad de la piel; de semilla de lino, que posee propiedades antiinflamatorias y antisépticas; de yemas de abedul enano, hidratante y regenerador; y de pepitas de frambuesa de Sajalín, con acción bactericida y antiinflamatoria. También incluye extractos de: schizandra, tonificante y protector frente a agresiones externas; de mora, con vitamina C, ácidos grasos Omega 3 y Omega 6 y antioxidantes; de airela, que aumenta el tono y elasticidad de la piel.

Todas ellas son plantas salvajes en Siberia y Extremo Oriente que al soportar unas temperaturas extremas de hasta -50ºC, han desarrollado unos principios activos muy beneficiosos para el cuidado de la piel, por sus propiedades protectoras y antioxidantes.

Natura Sibérica ha recopilado las recetas milenarias de habitantes de Siberia como los Nenets, los Selkup y los Khanty de cara a crear este jabón detoxificante. Es un producto, que como el resto de esta línea de la marca rusa, incluye un 98% de ingredientes naturales, y,  por supuesto, excluye componentes nocivos como: SLS, PEG, parabenos, siliconas, derivados de petróleo o colorantes sintéticos.

 

¿Qué es la cosmética ecológica?

Los cosméticos convencionales contienen numerosas sustancias químicas, algunas de ellas, con el uso continuado, pueden afectar a nuestra salud. Por eso, además de cuidar lo que comes, debes poner atención a lo que absorbe tu piel y ser consciente de que esos componentes artificiales pasan al torrente sanguíneo. Entre las sustancias químicas presentes y que a la larga resultan nocivas, figuran los parabenes. Se trata de conservantes que actúan como disruptores endocrinos y, aunque su cantidad sea muy pequeña, su acción es acumulativa con la aplicación diaria de los cosméticos. Por eso, cada vez hay más personas con problemas de alergias en la piel, a los perfumes y de sensibilidad a cualquier tipo de producto químico.

Nuestros productos para ti - Cosmética natural

Positive SSL